En luz de una serie de recientes eventos ocurridos en la industria internacional de videojuegos, desde FemDevs, sentimos la necesidad de escribir lo siguiente: 

28 de Agosto de 2019

Este es un momento importante para la cultura del desarrollo de videojuegos. 

Tal y como ocurrió en otras industrias, estamos viviendo en directo un Me Too en los videojuegos. Han sido varias compañeras las que han hecho públicos los nombres de sus agresores. 

Queremos, una vez más, recalcar nuestro apoyo a les desarrolladores que han tenido la valentía de compartir sus historias de abuso en el sector del desarrollo de videojuegos así como aquelles que han mostrado apoyo públicamente.

Cuando ha ocurrido en otros sectores, se ha tendido a dar más importancia a nombres conocidos cuando ocurre en todos los niveles, especialmente con aquelles que están empezando su carrera por la posición en la que les deja que su agresor sea alguien reconocido y elles no. 

Caer en la creencia de que esto son casos puntuales, que son hombres malos que se portan mal implica más abusos porque esto es un problema estructural y necesitamos solventarlo de raíz, no poniendo parches en las situaciones que se presentan como si no tuvieran relación entre sí.  Creyendo que son “monstruos”, borramos la realidad de que esto es gente real y normal que hace daño a diario además de quitarle la responsabilidad a las instituciones que dan cobijo y permiten estas conductas.

Es responsabilidad de todes enseñar a no abusar, no agredir, en vez de enseñar a evitar ser abusade o agredide.

Cualquier pérdida comporta trauma y el trauma necesita recuperación. Como Judith Herman escribe: la recuperación sólo puede ocurrir en el contexto de las relaciones, no puede ocurrir en aislamiento. Herman dice que la sensación de impotencia, desamparo y desconexión son características del trauma, por lo que es comprensible que para recuperarnos, debemos empoderarnos y reconectar. No podemos tener una industria sana sin que nuestras redes lo sean. 

Desde FemDevs, condenamos y luchamos contra los abusos que sufrimos las mujeres desarrolladoras de videojuegos. No sólo por cómo afecta un abuso o agresión en nuestra salud  sino por las consecuencias que tiene cómo se afronte en relación a nuestra comunidad. Por cada nombre que sale a la luz, hay otros tantos que no podemos decir por las consecuencias que conlleva en lo personal y en lo laboral, pues ambos campos están muy relacionados. 

Cuando les feministes decimos “si tocan a una nos tocan a todes” significa que las agresiones que viven las mujeres de la industria afectan a lo que ésta produzca. 

Si algune de vosotres quiere compartir sus experiencias con nosotras por el motivo que sea, que nos lo haga llegar a eticaycumplimiento@femdevs.com.


Categorías: Noticias

0 commentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *